fbpx
¿Hacer deporte embarazada? Beneficios y precauciones

¿Hacer deporte embarazada? Beneficios y precauciones

En muchas ocasiones pensamos que practicar algún deporte o hacer algo de deporte no es recomendable para mujeres embarazadas. Pues esta idea es incorrecta. Hacer algo de deporte durante el embarazo ayuda y reporta beneficios tanto a la madre embarazada como al futuro bebé. Es muy importante ser conscientes de qué tipo de deportes se pueden hacer y cuáles habría que evitar practicar como los deportes de riesgo, deportes que se practiquen bajo agua, etc.  Pero a la pregunta que nos hacíamos… ¿Se puede hacer deporte embarazada?

Beneficios de hacer deporte embarazada 

El deporte durante el embarazo aporta y mucho. No solo te aporta a ti, sino que también le aportará a tu bebé durante los 9 meses de gestación. Por ello, hay que ser consciente y no dejarte de cuidar por estar embarazada. 

Estos son algunos de los beneficios que aporta practicar deporte durante la gestación: 

  • Favorece el parto. Esto ayuda mucho (sobre todo, a madres primerizas que las suele costar más) puesto que será más sencillo el momento de dar a luz. 
  • Gracias a practicar ejercicio durante los 9 meses de embarazo, te reduce el dolor lumbar. 
  • Previene la diabetes gestacional durante el embarazo. 
  • Previene el aumento excesivo de peso durante los meses de gestación. 
  • Hacer deporte también ayuda a mejorar el crecimiento de la placenta. 
  • Realizar algo de ejercicio también tiene beneficios psicológicos, reduce el estrés y los cambios de humor. 
  • Ayuda a fortalecer el sistema cardiovascular. 
  • Alivia dolores de espalda, problemas posturales o de estreñimiento. Problemas que son muy comunes en mujeres embarazadas y que realizando algo de deporte se pueden prevenir o solucionar. 
  • El deporte durante la gestación provoca el aumento de la cantidad de oxígeno en tu cuerpo, al igual que también lo hace en el del bebé. 
  • Es mucho más fácil y rápido volver a tu figura inicial después del parto si has estado de manera constante haciendo ejercicio o algún deporte. 
  • Gracias a la práctica de algún deporte mejorarás la calidad del descanso, lo cual será también beneficioso para el bebé. 

Como se puede ver, son muchos los beneficios que provoca hacer deporte en embarazadas. Siempre hay que tener cuidado a la hora de practicarlo y siempre hacerlo con cabeza, para no provocar ninguna situación de riesgo que ponga en peligro la gestación o tu salud o la de tu bebé. 

 

Precauciones y consejos a tener en cuenta 

Pese a que el deporte para embarazas es muy sano y aporta grandes beneficios, también tenemos que tener en cuenta algunas precauciones y consejos que seguir antes de hacer deporte estando embarazada. 

Estas son algunas de las precauciones a tener en cuenta: 

  • Hacerse un reconocimiento médico previo, para corroborar que esta todo correcto. 
  • Evitar hacer deporte en lugares con una humedad o calor excesivo. 
  • No realizar ejercicios que tengan saltos o algún contragolpe en el cuerpo. 
  • Hacer un calentamiento de unos 5-10 minutos previo a la realización del ejercicio o deporte. 
  • No realizar ningún ejercicio boca arriba (posición supina) a partir del cuarto mes de gestación. 
  • Controlar que la frecuencia cardíaca nunca supere los 140 latidos por minuto durante el entrenamiento. 
  • Siempre estar muy bien hidratada. Beber mucha cantidad de líquido. 
  • Si nunca has realizado ningún tipo de ejercicio, introducir de manera progresiva y gradual el deporte en tu vida. Sin embargo, las mujeres que han realizado deporte pueden seguir haciéndolo al mismo nivel siempre que no haya ningún problema. 
  • No realizar ejercicios en los que tengas que mantener la respiración, como es el caso de los hipopresivos. 
  • Tener una alimentación sana y nutritiva. 
  • No llegar a fatigarse. Esto se complica debido a que los tiempos de recuperación son más largos, y el musculo provoca una sustancia tóxica cuando se ve sometido a un esfuerzo. Esta sustancia se llama “ácido láctico” y un exceso de esta sustancia puede ser peligrosa para el bebé.
  • Evitar una posición estática durante periodos prolongados. 

Por último, cabe mencionar que si sufres un embarazo de riesgo por cualquier motivo, es recomendable no hacer ningún tipo de ejercicio o deporte. En este tipo de situaciones es mejor no practicarlo. 

Si te ha parecido interesante este artículo, puede que también te interesen alguno de estos: